Consideraciones a tener en cuenta por un traductor autónomo

¿Cuáles serían aquellos elementos que los traductores deben tomar en cuenta a la hora de ser seleccionados para realizar una traducción o una interpretación?

Es importante tener claridad en estos aspectos, ya que del cumplimiento de estos, dependerá el éxito del proyecto a realizar. Dentro de estos podemos mencionar los siguientes:

1.-Dominar los idiomas y solo traducir en aquellos donde realmente se tenga la certeza de dominio:

Conocer muy a fondo los idiomas con los que se trabaja con todo lo que ello implica (cultura, costumbres, etc.). El traductor no conoce el idioma  sino que lo domina hasta tal punto que lo hace suyo.

2.-Traducir solo a tu lengua materna:

Trabajar hacia la lengua materna garantiza un buen resultado, todo esto dependiendo del conocimiento que tengamos de ella, una buena traducción debe sonar muy bien en la lengua materna del traductor

La coherencia, la fidelidad al original y la eficacia comunicativa del discurso dependen de la capacidad de expresión del intérprete en la lengua de llegada, y esa capacidad será mayor cuanto más profundo e instintivo sea el dominio de esa lengua.

La interpretación hacia la lengua materna, siempre que sea posible, es un factor de calidad que puede determinar el éxito comunicativo de una reunión.

Para  traducir bien, hay que saber redactar a la perfección en tu lengua materna, si no conoces tu lengua materna en profundidad, debes buscar el conocimiento, estudiar, prepararte para hacer con calidad la traducción. Dominar un idioma no significa  solo saber dónde colocar los tildes, sino también se debe saber cómo usar adecuadamente las mayúsculas, minúsculas, las cursivas, signos de puntuación, tener un léxico rico y una expresión fluida, saber cómo utilizar la lengua en cada situación y contexto, es decir, estar al día de todas las normas gramaticales, entre muchas otras cosas.

 

 

3.-Ofrecer calidad

Un profesional de la traducción debe ofrecer un servicio que esté libre de errores objetivos, como lo son los errores de traducción y errores ortográficos, que sea natural, entendible y que cumpla la misma función del texto original.

El conocimiento cultural y operativo, en la lengua destino, del sector en el que se trabaja no puede aportar más que beneficios al traductor,  permite un mejor conocimiento de cómo funcionan las cosas, lo que tiene como consecuencia una reducción de la posibilidad de cometer errores de comprensión y falsos sentidos, facilita la fluidez de la comunicación gracias a la adaptación de la sintaxis y terminología propia de un área.

4.-Especializarse en un área especifica

Especializarse en un campo específico implicará entonces aprender todo lo posible sobre él en particular. En este caso será crucial la elección del tema, tiene que ser algo que nos guste lo suficiente como para dedicarnos a él durante un buen tiempo, y en lo que nos movamos de manera placentera, cómoda y con pasión. Hay también algunas contras,  perder el contacto con otros campos nos hará perder un poco de esa versatilidad mencionada previamente, y es probable que todos los trabajos terminen pareciéndose demasiado entre ellos. Las ventajas también son claras,  convertirse en un referente en cierto tema llevará a los clientes directo hacia uno.

5.-Obtener herramientas y estar al día en el uso de las mismas

Las tecnologías son uno de los mejores amigos de los traductores. Permiten ahorrar trabajo y tiempo y mejorar la calidad de los proyectos. No debemos dejar de lado el hecho de que lo que aprendamos hoy puede que ya no sea útil en unos años. Es probable que la tecnología evolucione tanto que tendremos que estar constantemente invirtiendo tiempo y dinero en nuevos programas.

6.-Actualizarse continuamente

Estudiar continuamente para estar al día con las actualizaciones en cuanto al idioma y al área de especialización al cual se dedica el traductor es fundamental, ya que esto permitirá la calidad del trabajo a realizar, actualizar los glosarios, estar al día de las herramientas nuevas que aparezcan

 

 

7.-Utiliza glosarios por temas y tipo de clientes

Durante el proceso de traducción, los traductores normalmente consultan diversas fuentes para resolver dudas sobre terminología, frecuencia de uso, estilo, entre otras cosas, sobre todo los glosarios, los cuales se pueden utilizar por temas y tipos de clientes. Normalmente un traductor experimentado y especializado, realiza su propio glosario de términos. Esto con el fin de facilitar la búsqueda de dudas y tenerlos de apoyo.

8.-Cuales son las modalidades de traducción que existen

  • Traducción literaria: dentro de esta se encuentra la traducción de la prosa y la traducción de la poesía
  • Traducción audiovisual: se encuentran la sub-titulación, doblaje y Voice-over
  • Traducción comercial: encontramos la traducción de marketing y publicidad, traducción páginas web, y localización y transcreacion
  • Traducción especializada: se encuentran la traducción técnica, la traducción científica, la traducción médica, traducción legal o jurídica, y la traducción financiera
  • Traducción pública o traducción jurada: se refiere a trámites oficiales en organismos públicos o privados tales como ministerios, embajadas, consulados o notarías
  • Traducción de la música: traducción de óperas, musicales, letras y videos de canciones, entre otros.
  • Traducción para organizaciones internacionales: traducción de documentos para agencias de las Naciones Unidas, instituciones internacionales, entidades administrativas y ONG, entre otros

9.-Cuales son los tipos de interpretación donde puede intervenir un traductor

  • Interpretación simultanea: es utilizada en congresos, ferias y eventos de tipo internacional, consiste en una interpretación en tiempo real

 

  • Interpretación de eventos: es una asistencia de interpretación en el stand de una feria o para un acontecimiento especial de carácter internacional en el que los empleados necesiten un acercamiento sin fronteras idiomáticas

 

  • Interpretación jurada: se realiza principalmente en los Juzgados. No obstante, puede realizarse también en actos notariales y en el ámbito privado como por ejemplo en la firma de acuerdos entre empresas, resolución de contratos, entre otros.
  • Interpretación consecutiva: Consiste en que el orador exponga su discurso en el idioma de origen y el intérprete, tras tomar notas y durante las pausas que realiza el orador durante su exposición, traduzca el mensaje al idioma del público

 

  • Interpretación de enlace y acompañamiento: es aquella en la que el intérprete acompaña al cliente y realiza la función de enlace entre 2 o más personas, traduciendo el discurso de los asistentes de forma bilateral. Suele ser el tipo de interpretación perfecto para reuniones comerciales, eventos o visitas multilingües en los que no existe un idioma común

 

  • Interpretación susurrada: El intérprete se encargará de transmitir al cliente en su lengua materna y en voz baja lo que se está desarrollando.

10.-Aclara las dudas directamente con los autores del contenido a traducir o a interpretar

Cuando se va a realizar el trabajo de traducción y se presentan dudas en el transcurrir del mismo, la fuente debe ser de inmediato el creador del contenido, esta persona es la única capaz de poder resolver cualquier duda que pueda presentarse cuando se lleva a cabo el proceso.

11.-Revisa todo absolutamente todo tu trabajo antes de enviar

Revisar y hacer que un tercero lea la traducción y de sus observaciones, es un control de calidad, esto con el fin de poder revisar en su totalidad el contenido de la misma, buscar errores gramaticales, de ortografía, de sintaxis, en fin tener la seguridad de que el trabajo a entregar es óptimo.